Viernes, 01 Marzo 2019 08:24 hrs
» Opinión

Horizonte ciudadano

Frente a la cuarta Revolución Industrial

del mismo autor

El Foro Económico Mundial (FEM) denomina a la  serie de adelantos tecnológicos e industriales que está experimentando el mundo como la Cuarta Revolución Industrial, la cual está trayendo cambios inusitados que la historia humana no había conocido.

La humanidad está viviendo en una etapa de transición, de la 3ª  Revolución Industrial hacia la 4a, que plantea formidables transformaciones para la humanidad en cómo vivimos, trabajamos y consumimos, hay cambios disruptivos que impactarán de inmediato y se prevé que modificarán las formas de relacionarnos con el mundo a través de la inteligencia artificial, la robotización y el Big data, los que arrojan la certeza de que la humanidad tendrá que ajustarse a los nuevos cambios científicos y tecnológicos,  y a los nuevos cambios que tendrán  implicaciones multidimensionales que también implicarán la reconfiguración de los sistemas políticos, económicos y sociales, y no escaparán de ponerse a prueba los límites éticos y morales con esta 4ª revolución industrial, lo que es fuerte y en alguna medida impredecible.

Estamos plenamente insertos en la sociedad de la información que desarrollan y trabajan sistemáticamente los expertos y futuristas del mundo y con gran rapidez en la conciencia de sus implicaciones, con un aceleramiento integral en todas las actividades tecnológicas que trae insertas. La vida cotidiana se ha vuelto el eje de estos cambios tecnológicos que facilitan el que podamos ser más productivos, autorrealizarnos y construir nuevos horizontes colectivos ya que a pesar de nuestro asombro, más de un 50 por ciento de las actividades que cotidianamente realizamos podrá hacerlas una máquina.

Los líderes del FEM establecen las etapas de las revoluciones industriales, la primera utilizó el agua y vapor para mecanizar la producción, la 2ª se valió de la energía eléctrica para crear producción en masa nutrida por el petróleo, la 3ª utilizó la electrónica y  la revolución digital que se viene produciendo desde casi mediados del siglo 20 y comprende una fusión de tecnologías;  la  4ª revolución industrial  la de la tecnología de la información que va tomando posición a escala global, ésta se basa en fuentes limpias y renovables aire y, sol.

La tecnología de la 4ª revolución industrial es la de los sistemas ciber físicos que dan inteligencia a las máquinas. El mundo vertical del siglo 21 está siendo sacudido por la democratización de la energía y la de la información, que impactará la reorganización de las relaciones socioeconómicas y políticas.

Es una nueva era colaborativa de los cambios tecnológicos y políticos que anuncian la transformación en los sistemas de gestión, creación y consumo y lo más importante, el estado de ánimo de la vida democrática.

Por otra parte con esta 4ª era de industrialización los expertos anuncian  también cambios en los sistemas de gobernanza política, se anuncia la sustitución del poder político vertical, por uno distributivo y colaborativo en donde el poder de la información y decisión no atenderá a sistema centralizados, sino que el poder tenderá a ser redistribuido.

La velocidad, la sincronía y la combinación de las tecnologías  son los motores de la 4ª Revolución Industrial que produce efectos dispares y asimétricos; los gobiernos del primer mundo ponen como ejes del debate, analizar la nueva gobernanza política  poniendo al frente los empleos del futuro, el crecimiento demográfico, el remplazo tecnológico y el fin de la era de la carbonización de las economías.    

¡Colapso, Coahuila Es!

La  impunidad, la corrupción, la insuficiencia de obra pública, la exculpación de los corruptos en todas las áreas, es la agresión más firme y resistente a la justicia social que se exige.    





OPINIÓN