Jueves, 11 Julio 2019 18:03 hrs
» Sureste y Laguna

Nómina y eventos "de relumbrón" absorben gasto en Cultura

Promotores culturales cuestionan los recortes en el presupuesto federal y demandan una distribución equitativa en lo poco que se destina al sector

Por: Esmeralda Sánchez

Saltillo, Coah.- Representantes del sector cultural de Coahuila reprobaron el recorte presupuestal a este rubro a nivel federal, pero urgieron también a que en la entidad los recursos con que se cuente sean repartidos de manera proporcional a las diferentes disciplinas, con lo que el impacto se reducirá.

Mabel Garza Blackaller, Promotora Cultural y funcionaria estatal y municipal en administraciones anteriores, expresó que es reprobable y como promotores y creadores “nos duele muchísimo, nunca hubiera pensado eso del actual gobierno, yo voté por López Obrador tres veces, y estoy sorprendida para mal, sin embargo ojalá reconsideren. Para mí es una gran decepción que un gobierno de izquierda haya recortado tanto”.

La entrevistada, apuntó que independientemente del interés que el funcionario jefe tenga en la cultura, al momento de un recorte ésta siempre irá en primer lugar, por lo que consideró que el día en que a todos los niveles de gobierno se revalore a la cultura de importancia igual al vestido y la vivienda, México será otro país.

Señaló que es también reprobable encontrarse que en el campo de la cultura había duplicidad de puestos y gastos excesivos, por lo que señaló positivo combatir estas prácticas; no obstante indicó que esto es aparte de aplicar recortes al sector. Confió en que en este caso ocurra como en el del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes, que en un principio también estaba por sufrir recortes de acuerdo a una propuesta de la senadora por Morena, Jesusa Rodríguez, pero finalmente se reviró.

Coincidió con el integrante del Consejo Esatatl de Cultura, Gustavo García, en que a través de este organismo se está buscando un equilibrio en el gasto estatal en los diferentes rubros culturales; éste último, apuntó que con ello se logrará aprovechar los ya de por sí escasos recursos de mejor manera, ya que actualmente el beneficio por ejemplo al sector de la música está muy por encima de las demás disciplinas artísticas en Coahuila y significa casi el 70 por ciento del presupuesto.

“Independientemente de que se cuente o no con recursos, lo que es más prioritario es que haya un equilibrio en la asignación presupuestal y que se tomen en cuenta criterios que atiendan por igual necesidades de las regiones del Estado así como las diferentes áreas y disciplinas del quehacer cultural y artístico: una distribución más equitativa para danza, artes plásticas, teatro, cultura popular, atención a regiones tradicionalmente desprotegidas, y los productos de creadores coahuilenses, porque lo que prevalece ahorita es lo contrario”.

Expresó que en segundo lugar está la literatura, pero no para creaciones coahuilenses, sino a eventos que denominó “de relumbrón” como en el caso del Premio Internacional Manuel Acuña, que se lleva 3 millones de pesos del presupuesto y de ellos 2 millones son para el ganador, que a la fecha no ha sido coahuilense en ninguna de sus ediciones; en cambio, los apoyos a escritores locales son prácticamente nulos.

Así también, la nómina lleva casi el 50 por ciento del recurso total que hay disponible para cultura en Coahuila, donde en 2019 se tienen autorizados 240 millones y de ellos 114 millones se van a pagar la burocracia.

En ello coincidió también el consejero en literatura Armando Martínez Morales, que destacó, mucho se ha criticado el hecho de que las becas gubernamentales se asignen por varios años consecutivos a las mismas personas, pero éstos obedecen a presentar una serie de requisitos y proyectos por parte de cada creador; sin embargo en el caso de los burócratas, éstos en muchas ocasiones no cumplen con su labor ni dan resultados y aún así conservan sus empleos.

El artista lagunero, apuntó que la situación actual es que el aparato burocrático es enorme “y podríamos decir hasta cierto punto un tanto ineficiente, entonces una gran parte se va al gasto corriente y otro (problema) es la centralización del recurso que a nivel federal está concentrado en México y Guadalajara, además de que siempre se repiten las mismas compañías que obtuvieron recursos hasta por 20 veces, lo que no permiten las convocatorias, por lo que estamos hablando también de una corrupción”.

Dijo que es absurdo señalar a un artista porque tiene una beca de diez mil pesos mensuales para crear cultura, por la que debió trabajar y presentar un proyecto, en tanto que se presentan beneficios a ciertos personajes por compadrazgo de los propios burócratas, y de esto no se habla abiertamente.

Ambos consejeros expresaron que la falta de equilibrio en la distribución presupuestal por disciplinas es algo que ya se ha planteado al gobierno estatal, pero a la fecha no se han atendido las recomendaciones de la comunidad artística estatal por parte de la Secretaría de Cultura, por lo que destacaron que de reordenar esta distribución, se estaría en mejores condiciones de enfrentar este recorte federal.


Destacamos






OPINIÓN