Lunes, 11 Enero 2016 20:53 hrs
» Vida Sana

Empieza el año con nuevas propuestas para tu salud

Beber agua, un hábito saludable

Empieza el año con nuevas propuestas para tu salud
11/Enero 20:53 hrs
»Vida Sana
Es indispensable en los procesos de digestión, absorción, distribución de nutrientes, transporte y desecho de elementos tóxicos.
AUTOR
Tipo jpeg
Tamaño 5.24 KB
Pixeles 333 x 151 px

DESCARGAR

Saltillo, Coah.- El cuerpo humano podría estar hasta 20 o 30 días sin comer, pero sin agua sólo cinco días; es un recurso vital para el organismo, cumple funciones específicas, siendo lo más recomendable al menos tomar dos litros diariamente.

Cuando nacemos, estamos compuestos en un 75 por ciento de agua de nuestro peso, en un 50 a 60 por  ciento del adulto y 45 a 55 por ciento del adulto con obesidad.

Posee propiedades físicas y químicas benéficas y además es el medio ideal para el transporte de sustancias, es por ello indispensable en los procesos de digestión, absorción, distribución de nutrientes, transporte y desecho de elementos tóxicos.

El agua está en nuestras células, órganos y en la sangre; cuando va disminuyendo nuestra masa muscular disminuye nuestra agua corporal.

Ayuda mucho en la sangre, ya que trasporta los nutrimentos a los órganos y células, además de mantener adecuadamente nuestra temperatura.

Produce saciedad, lo que es muy importante para aquellas personas que se encuentran bajo un plan de adelgazamiento. Esta función se debe a que el líquido defiende las paredes gástricas, además de combinarse con la fibra y brindar volumen retrasando el vaciado del estómago y contribuyendo a comer menos.

¿Cuánto nos corresponde tomar de agua?, lo ideal es dividir nuestro peso entre siete, es decir, si peso 70 kilos es igual a 10 vasos de 200ml, por lo tanto son 2000ml o 2 litros.

Empieza poco a poco con una botella de 500 mililitros como meta y al otro día 1000ml y así hasta llegar a tu objetivo.

Si no te gusta el agua sola, es bueno agregarle alguna fruta o verdura de tu elección: fresas cortadas, pepino, rodajas de limón o de naranja o gajos de mandarina, un toque de hierbabuena, lo importante es que inicies y formes el hábito poco a poco.

La manera más fácil de alcanzar esta meta, es comprar una botella de agua y cargarla así te darás cuenta de cuánto te falta; al principio si no estás acostumbrado a tomar agua empezarás a ir al baño más constante, no te preocupes esto es normal después de esto tu cuerpo se acostumbra y tu vejiga empezará a retener más el agua e irás menos al baño.

Sin agua, tan sencillo, tu cuerpo dejaría de funcionar correctamente.



Destacamos






OPINIÓN