Martes, 27 Noviembre 2018 18:03 hrs
» Centro y Norte

Insisten a familias mantener comunicación para evitar abusos

Como pueden ser varios los factores que influyen en la violencia contra la mujer, existen más instituciones que protegen sus derechos, insistiendo en fortalecer el núcleo familiar

Por: Criselda Farías, corresponsal

Monclova, Coah.- La pobreza o carencia de educación no son factores determinantes del abuso sexual que sufren las mujeres, aseguró Deyanira Nájera Muñoz, coordinadora del Centro de Justicia y Empoderamiento para las Mujeres.

En el mes que se celebra el "Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer", establecido el día 25 de noviembre, la encargada del Centro de Justicia aseveró que la violencia puede ser física, emocional, sexual y económica hacia las víctimas de cualquier edad, adolescentes y niñas.

En ninguna situación es justificable, declaró, y hoy hay muchas instituciones en pro de la protección y ayuda de las mujeres que reciben maltrato, tanto para denunciar al agresor como para ayudarlas a su empoderamiento y puedan recuperar su confianza para estudiar, trabajar o dejar una relación dañina.

En la región Centro se han registrado entre 26 a 28 casos de delitos sexuales contra mujeres, incluyendo menores de edad, quienes no están exentas de sufrir algún tipo de agresión, informó Nájera Muñoz.

"No, es independiente, no puedo decir que un delito se da más por las condiciones económicas que pueda tener la víctima,  eso es aparte", destacó la coordinadora en cuanto a la fuente de agresión a las mujeres.

El Centro de Justicia y Empoderamiento para las Mujeres atiende a más de mil mujeres en situación de violencia, con orientación, asesoría jurídica, denuncias penales o familiares,  por pensión alimenticia, también las brindan capacitación y búsqueda de empleo.

Para prevenir en las mujeres y niñas violencia y abuso, es necesario que tengan información, por ello, realizan pláticas desde jardines de niños donde transmiten el mensaje mediante cuentos,  expresó.

Nájera Muñoz recomendó a los padres de familia brindar confianza y comunicación a sus hijas para poderles advertir del riesgo en que pueden estar.


Destacamos






OPINIÓN